La primera dosis de la vacuna ¿Tiene vencimiento?

Actualidad 09 de julio de 2021 Por Admninistrador
En Argentina avanza la vacunación con la primera dosis, pero surgen dudas a la espera de la segunda.
ESTA

La médica infectóloga Nathalia Katz informaba que lo recomendado era aplazar la segunda dosis de cualquiera de las vacunas disponibles a un intervalo minimo de 12 semanas (3 meses). Ademas, la situación epidemiológica en la actualidad tiene demoras a nivel mundial con las fechas y cantidades de entrega por productores, lo cual muchas veces da cierta incertidumbre.

La Soeciedad Argentina de Infectologia comento que se trata de una medida sanitaria de carácter dinámico y evaluada de manera permanente. Pero a la espera de la segunda segunda dosis, sobre todo pasado los tres meses, empezaron a surgir nuevas preguntas.

La Dra. Lucía Cavallaro, presidenta de la Sociedad Argentina de Virología (SAV) y profesora en la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la UBA comentó que la mejor estrategia sería vacunar con una dosis al mayor número de individuos posibles“.

Sin embargo, al pasar cuatro o cinco meses entre una aplicación y otra si bien la vacuna no “vence”, agrega la bióloga e investigadora del CONICET Soledad Gori, el problema será en algún momento quedar parcialmente desprotegido, “pero apenas tenés la segunda dosis, el cuerpo vuelve a activar toda esa respuesta”. 

“No es que te cambia la eficacia, porque la memoria inmunológica no funciona así. Justamente, lo que hace la primera exposición al virus es dar la mayor protección, generar la primer respuesta inmune y la memoria; y lo que hace la segunda es hacer que perdure esa respuesta en el tiempo”.

ESTA 2

 ¿Cuáles son los intervalos mínimos entre las 2 dosis para cada vacuna?

Todas los esquemas de vacunación que son administrados en más de una dosis deben respetar un intervalo mínimo de tiempo entre la primera y la segunda dosis para producir inmunidad.

Estos intervalos son establecidos por los laboratorios productores y, para el caso de las vacunas que se utilizan actualmente en nuestro país, estos son:

Sputnik-V: El intervalo mínimo es de 3 semanas (21 días).

Covishield/AstraZeneca: El intervalo mínimo es de 8 a 12 semanas (56 a 84 días).

Sinopharm: El intervalo mínimo es 3 a 4 semanas (21 a 28 días).

Si bien ese intervalo nunca debe ser menor al indicado -ya que esto puede afectar su eficacia-, no se cuenta con un límite máximo para aplicar la segunda dosis.

Desde el 26 de marzo de 2021, el Ministerio de Salud de la Nación en acuerdo con las 24 jurisdicciones y la Comisión Nacional de Inmunizaciones (CoNaIn), siguiendo los lineamientos establecidos por expertos internacionales, recomendó diferir la aplicación de la segunda dosis de cualquiera de las vacunas actualmente disponibles en nuestro país (Sputnik V, Covishield/ChadOx-1 y Sinopharm® vacuna SARS-CoV-2 inactivada) a un intervalo mínimo de 12 semanas (3 meses) desde la primera dosis.

Una vez que te das la vacuna ¿por cuánto tiempo quedás protegido?

La protección de la vacuna no es inmediata. La vacunación contempla una serie de 2 dosis y tomará de 1 a 2 semanas luego de la segunda dosis para considerar que la protección es adecuada. Las personas vacunadas deben seguir respetando todas las pautas actuales de cuidado. Se desconoce cuánto tiempo dura la protección, se continúa con el seguimiento de los sujetos enrolados en los estudios de fase 3.

¿Por qué se decidió diferir la segunda dosis de vacunas?

Los intervalos recomendados en todas las vacunas corresponden al mínimo posible, teniendo en cuenta aspectos de inmunogenicidad de las vacunas. La mayor eficacia se logra con la primera dosis, y la segunda dosis aumenta un poco la eficacia pero, sobre todo, permite mantenerla por más tiempo. En todo el mundo se ha observado que la vacunación con una dosis, si bien ofrece menos protección que con dos dosis, brinda protección muy alta frente a enfermedad grave, hospitalización y muerte. Por este motivo, y teniendo en cuenta los principios de ética, justicia y equidad y con el objetivo de proporcionar protección al mayor número de personas lo más pronto posible, se decidió priorizar la aplicación de la mayor cantidad posible de primeras dosis entre la población de alto riesgo, difiriendo la aplicación de la segunda dosis, ya que numerosos estudios indican que esta demora no afectaría significativamente la eficacia, ni supone riesgo alguno a la salud. Países como el Reino Unido y Canadá han adoptado la misma estrategia.

Admninistrador

Noticias | Diario Digital | Agencia

Te puede interesar