Bosques: Una terapia que alivia el estrés.

Curiosidades 01 de febrero de 2021 Por Omar Vallejos
Estudios científicos comprobaron que los paseos en el bosque producen alivios para el estrés, la ira y la ansiedad, produciendo cambios fisiológicos positivos para quienes lo practican.
guy-take-selfie-with-his-smartphone-vacation
 La terapia japonesa ‘bañarse en verde’

La terapia japonesa ‘bañarse en verde’ ayuda a revitalizar el cuerpo y la mente.
¿Qué es la terapia o “baño” de bosque?

En Japón es conocido como Shinrin- Yoku y es una forma de sumergir los sentidos en la atmósfera de un bosque para calmar la ansiedad y disfrutar de los beneficios que trae para la salud y el bienestar.

A medida que fortalecemos la conexión con el mundo natural, nuestro sentido de la belleza, asombro y curiosidad se restauran y nuestro cerebro y sistema nervioso se calma. Los niveles de estrés se reducen y se impulsa el sistema inmunitario, describe Forest Therapy Institute, un grupo de profesionales de diferentes países que se han unido para crear un programa innovador y único de formación de Guías de Baños de Bosque, Terapia de Bosque, Formación en Salud y Bienestar basada en el Bosque y la Naturaleza.

Esta practica se esta realizando con mayor frecuencia en occidente al igual que prácticas de contacto con la naturaleza como el senderismo , la ecoterapia o el excursionismo.


En el país japonés, todos los años entre 2,5 y 5 millones de habitantes afectados por el estilo de vida que se lleva en las ciudades de mucha población, toman estos baños de bosques en 65 centros oficiales certificados por la  Shinrin Therapy Society, una agencia forestal reconocida en Japón.

La actividad consiste en unas horas de paseo relajado por el bosque con ejercicios de respiración dirigidos por guías o terapeuras de bosque certificados.

Antes y después de cada sesión, se mide la presión arterial y algunas características fisiológicas de cada participante para comprobar la eficacia del tratamiento.

Los estudios científicos realizados avalan los beneficios de Shinrin-yoku, demostrando que la exposición a la naturaleza afecta positivamente sobre al cerebro a través de cambios del sistema nervioso.

Además, los baños producen un aumento de la hormona adiponectina, que participa en el metabolismo de la glucosa y los ácidos grasos y se encuentra en bajas cantidades en personas que padecen enfermedades como obesidad, diabetes tipo 2, enfermedad cardiovascular, y síndrome metabólico, entre otros desórdenes.

En conclusión, todos los estudios realizados demuestran que se reduce la tensión, la ira, la ansiedad, la depresión y el insomnio entre personas que participan de estas terapias naturales.

 


Fuente: Wikipedia, Forest therapy institute

Te puede interesar